Revoquemos a Peñalosa

SIERRA PORTO, VENGA Y FIRME LA REVOCATORIA

Por: Viviana Horlandi

 

Dadas las declaraciones del exmagistrado y actual apoderado del Alcalde Mayor Enrique Peñalosa: Humberto Sierra Porto el día 28 de marzo en el diario EL ESPECTADOR, queremos hacer varias aclaraciones y responder algunas imprecisiones que de manera superflua y poco sensata se consignan en ese comunicado y que citamos a continuación:

“El exmagistrado Humberto Sierra Porto, apoderado del Alcalde Mayor, advierte que se le vulneró el debido proceso y las firmas se recogen con formatos que contienen motivaciones abiertamente falsas, equivocadas y tendenciosas que no se ajustan a la constitución y a la ley.”

Al contrario de lo que dice el exmagistrado, se vulnera un derecho fundamental si no se permite el ejercicio de la revocatoria, y si un Alcalde solicita revocar las resoluciones que permiten la recolección de apoyos de una iniciativa ciudadana, es el Alcalde quién vulnera el derecho fundamental de revocar el mandato.

El formato con el cual Revoquemos A Peñalosa recoge las firmas contiene no una sino once (11) motivaciones (en resumen solicitado por la Registraduría Distrital) las cuales componen un cuerpo de 4 hojas que se ha hecho público en varias ocasiones, ajustadas a la Constitución y a la Ley por cuanto sustentan tanto el incumplimiento del programa de gobierno como la insatisfacción ciudadana producto del mismo y de faltar a la verdad por parte del Alcalde Mayor.

Sierra Porto, que se desempeña como juez de la Corte Interamericana de Derechos Humanos, advirtió: “Es preciso aclarar a las autoridades electorales que es de público conocimiento que sus promotores vienen trabajando en ella mucho antes de que Peñalosa tomara posesión del cargo, como lo han reconocido abiertamente a varios medios de comunicación”.”

“En efecto, hacerlo con tal anterioridad sólo demuestra que estas iniciativas no se han centrado en la finalidad de la revocatoria del mandato, que no es otra distinta a un mecanismo participativo mediante el cual la ciudadanía determina si el alcalde o gobernador electo ha venido cumpliendo con el programa de gobierno por el cual fue elegido.”

Conocedores de los antecedentes de un mandatario que ya en una ocasión (1998) priorizó un tipo de transporte ignorando los estudios del Metro, entre otros, como el escandaloso sobrecosto  de los bolardos, o el detrimento al patrimonio que ha significado la reparación histórica de las losas de Transmilenio. Además la revocatoria como lo establece la Ley y la Constitución es también un mecanismo de control ciudadano, es por esto que con anticipación en redes sociales se ejerció como un mecanismo de presión para recordarle al Alcalde que debía cumplirnos con sus promesas como la de hacer el Metro “combinando eventualmente tramos elevados” por ejemplo. Nos permitimos aclararle señor Serra, que si bien la intención de revocatoria inició por redes sociales antes de posesionarse Peñalosa, no se hizo oficial sino hasta el 2 de enero que se inscribió el mecanismo ante la Registraduría y es a partir del 15 de enero del presente año (a un año de gobierno de Peñalosa) que se inició la recolección de firmas tal cual lo establece la Ley.

“La solicitud de revocatoria del mandato del Alcalde Peñalosa se basa en hechos y afirmaciones que: a. son falsas, inexactas y tendenciosas, que constituyen en ocasiones verdades a medias y, b. que no constituyen un desconocimiento del programa de gobierno.”

Las motivaciones con la cual se inscribió la solicitud de revocatoria contienen no solo hechos exactos y reales sino que además están soportados en informes de la Contraloría Distrital para unos casos, y para otros en información oficial de la misma Alcaldía Mayor que para la fecha de inscripción (2 de enero) debemos aclarar, no existía mayor rendición de cuentas que la ofrecida en Abril de 2016. Así que nos suscribimos a lo aprobado en el Plan de Desarrollo por el Concejo de Bogotá, a las cifras publicadas en los informes metaplan por la misma alcaldía y a estadísticas oficiales como la encuesta “Bogotá como vamos” promovida por la Camara de Comercio de Bogotá.

“Consideramos grave también que se le haya vulnerado el derecho a la defensa y al debido proceso a Peñalosa, ya que no se le notificó del inicio de dichos trámites administrativos, ni tampoco se le dio la oportunidad de exponer los ejes de su programa de gobierno para que no se vulneraran su derecho político y los derechos de los ciudadanos que respaldaron en las urnas su plan de gobierno”

En primer lugar, la Ley expresa que se le notifica al mandatario del mecanismo de participación una vez se supere la recolección de apoyos (firmas) y en segundo lugar ¿para qué solicitar exponer su programa de gobierno, cuando desde la misma campaña electoral es de público conocimiento?. Aquí puede leer el programa de gobierno si lo desea Dr. Porto, se lo compartimos directamente de la pagina de la Registraduría Nacional:

http://www.registraduria.gov.co/IMG/pdf/PROGRAMA_DE_GOBIERNO_Enrique_Penalosa.pdf

“No se puede solicitar una revocatoria del mandato sustentada en declaraciones de prensa aisladas y descontextualizadas de Secretarios de despacho, como lo han hecho en Bogotá”

Las declaraciones de un secretario de despacho son de un servidor público, con información pública y se dan partiendo de la buena fe, verídica y veraz.

“Además, quienes promueven la revocatoria han afirmado, entre otras cosas, que la causal que la fundamenta es la “insatisfacción general” de la ciudadanía consagrada la Ley 134 de 1994.”

“Sin embargo, desconocen que en un Estado Democrático de Derecho, como lo es el Colombiano, los gobernantes locales están cobijados por el voto programático. Ello implica que la revocatoria se restringe a la estricta verificación del cumplimiento del programa propuesto, y no a otras causas de insatisfacción relacionadas con la gestión del gobernante.”

Al Doctor Porto le recomendamos leer bien las 4 hojas que sustentan la solicitud de revocatoria, pues 7 de los 11 argumentos expuestos son enfáticamente por incumplimiento del programa de gobierno y los otros 4 motivos por insatisfacción producto del incumplimiento y de faltar a la verdad. Aquí le compartimos el texto:

https://revoquemosapenalosa.org/por-que/

“En atención a que las resoluciones expedidas no identifican los reproches concretos que estas iniciativas hacen a la gestión del alcalde sobre su programa de gobierno (lo que habría dado lugar a una evaluación sosegada y seria sobre su desempeño como mandatario), se está propiciando un debate basado en prejuicios, mentiras y estigmatización.”

Lo anterior vulnera el derecho fundamental a revocar el mandato a un año de la posesión del mandatario tal cual lo establece la Ley (tiempo sustentado en la exposición de motivos de la Ley 134 del 94) en el cual se considera que se puede comprobar el incumplimiento al programa de gobierno una vez el Programa de Gobierno y sus propuestas no estén reflejadas en el Plan de Desarrollo que se formula para los 4 años de gobierno del mandatario. En ese orden de ideas, el comité Revoquemos A Peñalosa hizo un juicioso comparativo entre lo prometido y lo proyectado, es decir, entre el Programa de Gobierno y el Plan de Desarrollo “Bogotá Mejor para Todos” encontrando dicho incumplimiento en 7 proyectos y programas.

“No obstante, su expedición pone en marcha un proceso que podría dar fin a su elección como Alcalde mayor de la ciudad de Bogotá. Esta circunstancia claramente compromete sus derechos a ser elegido, a la defensa y al debido proceso.”

Para aplicar el mecanismo de participación democrática sus promotores deben cumplir con lo estipulado en la Ley y pare de contar. Cuando un derecho fundamental (elegir – voto programático) se ve vulnerado (incumplimiento e insatisfacción) entonces se recurre a un mecanismo que protege ese derecho fundamental que es la revocatoria del mandato.

Mejor lo invitamos a que venga y firme con nosotros la revocatoria, hagámosle un bien a Bogotá y demos ejemplo de probidad y derecho democrático al mundo entero.

Comments

comments